counter for wordpress

Salió de la sala sabiendo que la estaría esperando. Apostaría lo que fuera a que se haría el encontradizo y, con cualquier excusa, la invitaría a un café, puede que incluso a cenar. Durante la conferencia no le había quitado la vista de encima, aunque él había evitado cruzar la mirada con ella en todo momento. Eso le dio la oportunidad de fijarse mejor. Había visto que no llevaba alianza, aunque eso no tenía por qué significar nada… y en cualquier caso, no era su problema.

Y allí estaba, hablando con otro de los asistentes del que no tardó en despedirse en cuanto la vio acercarse. Era su turno. Se retiró el pelo con las dos manos, consiguiendo que su camiseta se levantara lo justo para mostrar su cintura, pasó entre algunos grupos fingiendo no sentir las miradas sobre ella, y finalmente lo miró directamente a los ojos. Sabía que, en ese momento, para él no había allí nadie más. Bajó la mirada y sonrió. Le encantaba esa parte del juego. Cada gesto, perfectamente estudiado, cada reacción, absolutamente previsible. La hacía sentirse como un animal, puro instinto.

Mientras se acercaba a él, trató de adivinar cómo sería en la cama. Se preguntó qué le gustaría y hasta dónde estaría dispuesto a llegar. Y supo que acabaría haciendo cualquier cosa que ella le propusiese. Lo volvería loco de deseo, tanto que terminaría confundiéndolo con amor. Como todos. Y ahí se acabaría la diversión. Como siempre. Entonces lo dejaría. Ella no necesitaba que la quisieran…

La saludó como si acabara de darse cuenta de su presencia, y comenzaron a charlar mientras la gente pasaba por su lado felicitándolo por la charla y despidiéndose de él. Media hora después, con el local ya vacío, le propuso salir de allí y tomar un café. Ella se limitó a sonreírle. Luego abrió la puerta y dejó que la siguiera.

Comenzaba el partido…

‘Maria’ / Blondie.

‘Maria’ / Blondie.

She walks like she don’t care / Smooth as silk, cool as air / Ooh, it makes you wanna cry .

Camina como si nada le importara / Suave como la seda, fría como el aire./ Ooh, te dan ganas de gritar.

She doesn’t know your name / and your heart beats like a subway train / Ooh, it makes you wanna die

No se sabe tu nombre./ Y tu corazón late como una locomotora./ Oh, te dan ganas de morirte.

Ooh, don’t you wanna take her? / Wanna make her all your own?

Ooh, no quieres llevártela? / y hacer que sea sólo tuya?

Maria./ You’ve gotta see her! / Go insane and out of your mind
Latina. / Ave maria./ A million and one candlelights.

Maria./ Tienes que verla!/ Te vuelve loco y te hace perder la cabeza.
Latina./ Ave maria./ Un millón de velas encendidas y una más.

I’ve seen this thing before / In my best friend and the boy next door / Fool for love and fool of fire

Esto ya lo he visto antes./ Entre mi mejor amiga y su vecino./ Locos de amor y de deseo.

Won’t come in from the rain. / She’s oceans running down the drain. / Blue as ice and desire.

No llegará con la lluvia./ Ella tiene océanos corriéndoles por las venas./ Azules como el hielo y el deseo.

Don’t you wanna make her? / Ooh, don’t you wanna take her home?

No quieres hacerle el amor? /No quieres llevártela a casa?

Maria (…)

Ooh, dont you wanna break her? / Ooh, dont you wanna take her home?

No quieres doblegarla? /No quieres llevártela a casa?

She walks like she dont care./ You wanna take her everywhere./ Ooh, it makes you wanna cry.

Camina como si nada le importase./ Te la llevarías a cualquier parte./ Oh, te dan ganas de gritar.

She’s like a millionaire./ Walking on imported air. / Ooh, it makes you wanna die.

Se comporta como si fuese millonaria./ Como si fuese mucho mejor que tú./ Oh, te dan ganas de morir.

Maria (…)


Esta semana le tocaba proponer tema a Jose Alberto, y ha dicho: “Un relato inspirado en una canción.. (tema libre, claro, únicamente enlazar o poner la canción que lo inspira).”

Luego ha dicho más cosas, pero como sus razones no cuelan… 🙂

(*) Más traducciones pinchando aquí.