counter for wordpress
Nunca había negado la existencia de que aquel vacío entre ellos. Mind the gap, repetía aquella voz en su cabeza. Pero una vez aprendió a sortearlo, dejó de oírla. Un único traspiés bastó para comprobar lo profundo, lo insalvable que era.