counter for wordpress
Despertó y aquella mano que asomaba entre sus muslos se ofreció a recordarle dónde continuar con la lectura de la noche anterior.